Segundo día de supervisión y despacho contralor en Piura OCI del gobierno regional y municipalidades provinciales dependerán íntegramente de la Contraloría

En su segundo día de supervisión en la región Piura, el contralor general Nelson Shack anunció que los Órganos de Control Institucional (OCI) del gobierno regional y las municipalidades provinciales de Piura serán absorbidas próximamente para que dependan íntegramente de la Contraloría General, con la finalidad de dotarlas de mayor autonomía e independencia en su lucha contra la corrupción y la inconducta funcional.
Así lo manifestó durante la reunión que sostuvo con las autoridades del gobierno regional, provincial y los representantes del sistema de justicia de Piura, a quienes expresó su compromiso de que antes de fin de año se iniciará dicha absorción administrativa, que forma parte de la reforma del Sistema Nacional de Control.
Del mismo modo, informó la implementación de una oficina de la Procuraduría Pública en la Gerencia Regional de Control de Piura para darle impulso a los casos derivados del control posterior, que identificaron presunta responsabilidad civil, penal o administrativas de funcionarios y servidores públicos.
Shack también anunció que en febrero del próximo año se realizará el Megaoperativo de Control Regional en Piura, consistente en una intervención integral de equipos de auditores multidisciplinarios en todas las entidades públicas de la región, con el fin de prevenir e identificar posibles actos de corrupción e inconducta funcional.
Mencionó como ejemplos los megaoperativos realizados en Cajamarca y Tumbes, donde se desplegaron cientos de auditores para realizar diferentes servicios de control. Se trata de una nueva política implementada por la actual gestión del contralor general, al igual que el traslado de su despacho a las regiones, para atender de cerca las preocupaciones o denuncias de los ciudadanos.
Prevenir la corrupción
En otro momento, el contralor general manifestó que, de acuerdo a un reciente estudio de la Contraloría, en la región Piura se habría perdido más de S/ 1039 millones por corrupción en el 2019. Dicho cálculo se realizó como resultado de los informes de control posterior, en los cuales se determinaron un perjuicio económico a las entidades auditadas, y se hizo una proyección con la cantidad de recursos ejecutados ese año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.